3, 2, 1… ¡cambio de armario!

10 mayo 2014

El verano ha llegado y parece que para quedarse. No nos ha dado tiempo a sacar la ropa de primavera, cuando necesitamos ya las sandalias y vestidos veraniegos. La Sierra con Estilo te ayuda a que el momento cambio de armario sea más sencillo y útil.

Empieza por buscar un día en el que tengas ganas y tiempo, dos requisitos fundamentales. Después vacía todo el armario, así podrás aprovechar para limpiar y perfumar todo. Una vez que tengas todo a la vista, haz un repaso. Seguro que hay cosas que no te has puesto el último invierno.

Elige lo que ya no te vas a poner y lo que puedes dar a alguien que lo necesite más. camaDespués asegúrate de que todo está limpio y planchado y empieza a guardar. Las prendas como pantalones, tops, chaquetas, vestidos y abrigos, deben ir colgadas. El resto en cajas, mejor de plástico o cartón para evitar la entrada de bichos indeseados y de polvo. Si tienes prendas con plumas o lentejuelas, dales la vuelta y si los tejidos son especiales, guárdalas entre papel de seda, se conservarán mucho mejor. La ropa de piel siempre debes meterla en fundas de tela, para que la conserven mejor.  Sobre los zapatos, muy sencillo, límpialos y mete cada par en una caja o bolsa. Y los bolsos mételos en fundas de tela. Voilá! Ya tienes tu ropa de la temporada pasada preparada para guardar. En las cajas pon etiquetas que te ayuden a identificarlas y listo.

de todoAl sacar la ropa de verano párate a pensar qué es lo que realmente te vas a poner, haz conjuntos. Cada prenda inferior te saldrá rentable si al menos tiene tres prendas superiores que combinen con ella. Coloca más a mano lo que más te pongas. Separa la ropa deportiva y los vestidos o trajes de vestir. Y una cosa más, los complementos, cinturones y pañuelos, cuanto más visibles los tengas, más te los pondrás.

¡Ánimo con el cambio!



1 comment

Post a new comment